La 100 en vivo

Crimen de Nicolás: se negó a declarar el segundo adolescente detenido

Nicolás Alexander Cernadas, de 13 años, fue apuñalado y quemado vivo.  El joven de 17 años detenido el pasado miércoles acusado de haber participado del crimen de Nicolás Alexander Cernadas, el chico de 13 que fue apuñalado y quemado vivo en la localidad bonaerense de Mariano Acosta, partido de Merlo, se negó a declarar y seguirá preso, mientras que su señalado cómplice, un adolescente de 14 a quien su madre entregó en una comisaría, fue sobreseido por inimputable debido a su edad y será alojado en un instituto de menores, informaron este viernes fuentes judiciales.En tanto, los restos de Cernadas fueron inhumados este viernes a la mañana en el cementerio Santa Mónica, de Merlo, tras el velatorio que se realizó en la cochería municipal de ese partido bonaerense.Los voceros judiciales detallaron a Télam que, en el marco de la causa, el adolescente de 17 años, tras negarse a declarar, permanecerá alojado en centro de detención cerrado de Mariano Acosta, a disposición de la jueza de Garantías del Joven 3 de Morón, Karina de Luca, y de la fiscal de la causa, Aldana Zingg, de la Fiscalía de Responsabilidad Penal Juvenil 2 del mismo departamento judicial.La misma magistrada dictó el sobreseimiento por inimputabilidad por minoridad del acusado de 14 años, a quien, no obstante, le impuso una medida de seguridad restrictiva de la libertad, por lo que será enviado a un hogar de menores, agregaron los informantes.La investigaciónEstá centrada ahora en los peritajes de los dos teléfonos celulares encontrados en el allanamiento donde se detuvo al imputado de 17 años, como también al análisis de otras pruebas obtenidas en la causa y los testimonios de familiares de Nicolás, agregaron las fuentes. Los chats de los atacantes. Si bien inicialmente se pensó que podía haber un tercer adolescente involucrado en el crimen, un vocero judicial aclaró a Télam que, de acuerdo con las imágenes de las cámaras de seguridad que captaron el trayecto que realizaron los agresores con la víctima y otros datos incorporados al expediente, “las únicas dos personas relacionadas con el crimen son el chico de 17 y el de 14 que se había entregado”.Según los investigadores, la clave para esclarecer el caso fue el análisis de las redes sociales y los distintos teléfonos celulares secuestrados en el marco de la causa, en los que se estableció que los atacantes planearon la agresión de Cernadas, a quien conocían del barrio y le tenían “bronca y odio”.El resultado preliminar de la autopsia que recibieron en las últimas horas los investigadores determinó que la muerte de Cernadas se produjo unas 24 horas antes de que su cuerpo fuera hallado el lunes último en un descampado.Según el estudio forense, el chico murió a raíz de un paro cardiorrespiratorio traumático ocasionado por lesión alveolar difusa y por energía calórica, es decir que murió por puñaladas y tras ser prendido fuego aún con vida. Los jóvenes reconocieron los chats. El cuerpo fue descubierto el lunes último por la tarde en un campo ubicado entre las calles Ancaste y Gavilán, de Mariano Acosta, por un vecino que lo encontró boca abajo y parcialmente quemado en el rostro, el pelo, la espalda y ambos brazos.Tras su identificación y un primer análisis de las redes sociales se pudo establecer que la víctima mantuvo diálogos con tres jóvenes, también adolescentes, y, en esas comunicaciones, se descubrieron detalles macabros.De esos contactos surgió que uno de los involucrados filmó a su víctima en el momento del ataque y, luego, pretendía regresar a la escena del crimen para registrar con su teléfono el estado en el que había quedado el cadáver.Apenas se conoció el hecho, intervino el fiscal Claudio Oviedo, titular de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) 5 de Morón, quien ordenó a los investigadores policiales una serie de medidas para orientar la pesquisa, pero, al determinarse que los involucrados eran menores de edad, la causa pasó a su colega Zingg del Fuero Penal Juvenil.